Tras diez años de experiencia en el formato audiovisual, Sara y Alberto inician una nueva aventura estableciéndose por su cuenta y dando vida a Ilumina Films. Darle forma y corazón a su nombre fue nuestro trabajo, y de ahí salió su marca gráfica. Como siempre, pensamos muy bien en las condiciones de visualización que debía de cumplir el logo, por eso elegimos una tipografía actual, moderna, y a la vez muy legible. Además, el símbolo, igualmente legible, funciona igualmente bien a muy diversos tamaños y les identifica con rapidez.

Plasmamos todas las condiciones de uso en el imprescindible Manual Corporativo y diseñamos una web muy gráfica con la que empezar a trabajar.
Su trabajo nos encanta, y, si aún no les conoces, pronto oirás hablar de ellos…